martes, 6 de diciembre de 2016

.El sexo y la justicia, y los vikingos insólitos





En un mundo plagado de incertidumbres y uniformemente acelerado en sus cambios, pero en el que no se atisban opciones reales al imperio global de la economía de mercado, lo único sensato que puede pedir un ciudadano de la Unión Europea es que el capitalismo sea benévolo con él.

En un tiempo de descrédito de los políticos, que no de la política ni exactamente de la democracia, donde la corrupción no sólo impera sino que da la impresión de ser parte consubstancial del sistema, produce una inmensa satisfacción ciudadana comprobar que no siempre domina la impunidad y que los corruptos terminan enjuiciados y condenados (más levemente que los ‘robagallinas’).

Los juicios deberían celebrarse como festividades ciudadanas, y como buenas fiestas, hacernos salir de nuestros encierros preventivos: ‘ellos’ entran en la cárcel y nosotros salimos a las calles. Ese placer justamente revanchista es el inverso del sexual: la justicia no da tanto placer por ser justicia (como sí la da el sexo por ser sexo), sino por ser infrecuente (al revés que el sexo, tanto más placentero cuanto más habitual). Porque los ciudadanos más que justicia, claman venganza.



Los eslavos los llamaban rusos; los anglosajones, daneses; los irlandeses, gaill o lochlannaigh; los andalusíes, magos, y los francos, normandos. Se trataba de los vikingos. Si crees que sabes lo esencial sobre los vikingos, quizás sepas que además de sus famosos pillajes y razzias, también eran comerciantes de esclavos que bajaban desde Escandinavia a las estepas de Ucrania y sur de Rusia y llegaban a las tierras vecinas a la Ruta de la Seda y el norte del Caspio. Allí se relacionaban con los jázaros, unas tribus nómadas convertidas al judaísmo tras una extraordinaria evaluación de los tres monoteísmos hegemónicos. Preguntado por el kan al erudito cristiano cual de las otras dos religiones era menos nociva, si la judía o la musulmana, este contestó que la judía. Preguntado el erudito musulmán por cual era la menos mala, si la cristiana o la judía, éste respondió que la judía. Por tanto, concluyo el kan, el judaísmo es la mejor.

Esos judíos de las estepas son un hecho probado recientemente.  El polimata Hasdai ben Saprut, que vivía en la Córdoba de Al Ándalus a mediados del siglo X, decidido a averiguar la veracidad de la teoría de que los jázaros eran una de las tribus perdidas de Israel, logró contactar con los nómadas. Cuando por fin recibió confirmación de que los jázaros eran en verdad judíos y además ricos y muy poderosos, manteniendo numerosos ejércitos, se sintió obligado a escribir al kan. Increíblemente, una copia del kan a esa carta perdida se conserva y en ella es donde el líder nómada relata la evaluación de las tres religiones y su decantación al judaísmo.

Esos vikingos se llamaban ‘rus’, y la región de sus capturas pasó luego a llamarse Rusia. No se sabe si se llamaban así, ‘rus’, por su habilidad con los remos o por ser pelirrojos; pelirrojos y muy vigorosos, con obvios ancestros neandertales que no tenían los estilizados árabes del sur. Los rus eran implacables cuando se trataba de esclavizar a las poblaciones locales y transportarlos al sur. Según Ibn Rusta, un escritor árabe contemporáneo, eran famosos por "su tamaño, su físico y su valentía [...] carecían de campos de cultivo y viven del pillaje". Protocapitalistas, pronto fueron tantos los prisioneros eslavos a los que se arrebataba la libertad (aunque se les trataba relativamente bien para mantenerlos en buen estado) que el término terminó usándose como genérico de cualquier cautivo en venta: esclavo.

6 comentarios:

  1. Hace ya unos años leí Diccionario jázaro, de Milorad Pavić, novela-léxico muy original, que se puede leer como mejor plazca. En sí, la novela es más bien de realismo mágico, pero hace hincapié en que hay serias dudas sobre la religión de estos. Se admite hasta cierto punto que las élites se convirtieron al judaísmo, pero tampoco falta quien lo pone en duda. Ahora bien, si hay pruebas recientes, supongo que ya no es un misterio... al menos respecto a sus élites.

    Sobre los vikingos y su supuesto tamaño, cierto es que los nórdicos tienen una estatura media bastante impresionante, pero en aquella época no eran tan altos por restricciones alimentarias y, seguramente, tampoco eran mucho más altos que los pueblos a los que atacaban. Cuando Richard Fleisher rodó la película Los vikingos, intentó recrear un drakkar, pero tuvo que hacerlo más amplio porque los extras noruegos no cabían.
    Tampoco hay que descartar el miedo, que casi todos los bárbaros han sido descritos como muy altos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lei el libro de Pavic, me gustó, pero era más una obra de creación que de erudición.

      Los esqueletos de sus tumbas arrojan que la media de su estatura era muy superior a la media en Europa y Oriente.

      Eliminar
    2. Algunos sí, aunque también he leído que puede que sea por algo que he olvidado: que los vikingos, como otros pueblos, ponían a los más altos en la vanguardia y es la posición más insegura. De todos modos, tampoco soy un experto y quizás me confunda. Buscaré lo que leí sobre el drakkar de la película, a ver si es que lo hicieron mal.

      Eliminar
    3. El jázaro es un pueblo misterioso, como también lo son algunos otros que poblaron Europa durante la Alta Edad Media. Es famosa su conversión al sionismo (aunque el proceso lógico por el cual el kan eligió entre los tres monoteísmos tenga pocas probabilidades de ser cierto, pese a la carta que se ha descubierto recientemente), como también sus relaciones comerciales con los vikingos. Pero lo que a mí me llamó la atención en su momento fue la teoría de que estos jázaros son los ascendientes de los askenazis, la principal etnia judía europea, tanto en cantidad como en poder e influencia (muy por encimas de los sefardíes). Si eso fuera cierto, estos judíos no serían semitas. Tampoco es que importe mucho, al fin y al cabo las identidades siempre son, en una u otra medida, inventadas.

      Eliminar
    4. http://www.lanacion.com.ar/149550-el-fantasma-de-los-jazaros

      Eliminar
    5. El famoso Diccionario Jázaro, un libro precioso, ha hecho algo de daño, me temo. Los jázaros eran nómadas, y más asiáticos que europeos. En cuanto al comercio de esclavos de los vikingos con las zonas de Oriente Próximo del Mar Negro y Caspio es asunto bastante comprobado y sabido, como los montones de dinares en sus tumbas. Pero como bien dices, lo de los askenazies es otro asunto, porque lo de las iden-inven-tidades, ya se sabe.

      Eliminar

Ansío los comentarios.Muchas cabezas pueden pensar mejor que una, aunque esa una sea la mía